Loader

¿Le doy una segunda oportunidad?

Si en algún momento te has preguntado si debes darle una segunda o tercera oportunidad a una expareja, debes tomar en consideración cinco puntos importantes

Photo
En el momento en que te encuentres con el dilema de si le das una segunda oportunidad, pregúntate por qué acabaron la última vez. (Shutterstock)
  • Compartir esta nota:

En mi show, que transmito por Facebook Live los miércoles, toqué el tema de las segundas oportunidades y una de mis seguidoras contó que, después de nueve meses de noviazgo, terminó con su novio debido a los celos excesivos e infundados de su pareja y juró a toda su familia, amigos y a sí misma que jamás volvería con él. Sin embargo, cuando el hombre regresó arrepentido y le pidió una oportunidad para demostrar que podía cambiar, ella le creyó y regreso con él. Esta vez, el romance duró un mes y volvieron a terminar por la misma razón: ¡celos! Pero, ahora el hombre dice que hasta a terapia de pareja quiere ir para resolver su problema porque él la ama y está dispuesto a hacer lo que sea para reconquistarla. Entonces, ella me pregunta: “María, ¿será que la tercera es la vencida, debo de darle la última oportunidad?”.

Para mí, ese dicho no tiene validez, pues, yo considero que “la segunda es la vencida”. Todo el mundo merece una primera oportunidad como hizo ella la primera vez. Pero, cuando alguien no cumple o te decepciona en dos ocasiones o más, ten por seguro que su comportamiento se repetirá una y otra vez.

Me atrevo a decir que en algún momento te has preguntado si debes darle una segunda o tercera oportunidad a una expareja. Y, seguramente, accediste a volver, bien sea por conveniencia, por amor o por lástima. Pero, lamentablemente, aunque deseaste con toda el alma que la relación funcionara, los mismos problemas volvieron a surgir. Y, para colmo, la misma razón por la que se dejaron al principio, es la misma por la que finalmente se volvieron a dejar.

En el momento en que te encuentres con el dilema de si le das una segunda oportunidad, pregúntate si la última vez acabaron por alguna de las siguientes cinco razones. Si una de ellas fue la causa del rompimiento, no pierdas tu tiempo en dar otra oportunidad:

1.  No eras una prioridad en su vida. Había algo más importante que tú.

2. Celos excesivos e infundados.

3. Abuso físico, verbal o emocional.

4. Tu pareja sufría de un vicio.

5. Te fue infiel.

A todos los que han tratado de salvar una relación repetidamente, les digo: ¡No pierdan su tiempo y energía, no va a funcionar!

Sintoniza todos los miércoles “María Marín Live” por Facebook Live 7:00 p.m. EST (4:00 p.m. PST) enciende tus notificaciones de “video en vivo”: https://www.facebook.com/MariaMarinOnline.

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba