Loader
Relaciones

Viven a plenitud una relación madura

Próximos a cumplir una década, Patricia de la Torre y Braulio Castillo gozan de un vínculo cuya prioridad es y seguirá siendo la familia

Photo
En marzo se cumple una década de hermosas vivencias entre Patricia de la Torre y Braulio Castillo. (Suministrada)
  • Compartir esta nota:

Ella, “una mujer brillante, simpática, solidaria, humilde, sincera, una amiga fiel, es una hermana e hija extraordinaria, con gran sentido del humor. Es como una niña grande, fácil de consentir”.

Él, “un hombre conversador, súper cariñoso y respetuoso, divertidísimo, baila riquísimo, es un sato divertido, tiene una picardía que me encanta, me hace reír y disfruto mucho de su compañía”. 

Esa manifestación de cualidades invaluables que profesan uno del otro, ha permeado en una relación que ha estado repleta de una admiración mutua y mucho sentido del humor.

En marzo se cumple una década de aquella conversación de varias horas, donde quedaron al descubierto las respectivas prioridades de Patricia de la Torre y Braulio Castillo, hijo, entre ellas la más importante: su familia. 

Aunque cada quien con sus concernientes anhelos, sus vías iban encaminadas hacia una misma dirección. Solo faltaba encontrarse para emprender ese camino juntos —sin presiones— y edificar una relación exitosa.

“Nunca ha habido rush. Todo ha sucedido en su momento y cuando tiene que suceder. Esa es una de las cosas que beneficia el tener una relación ya a una edad más madura. No hay prisa. Es una maravilla, una bendición”, dijo Patricia, quien actualmente se desempeña como directora de Alianzas Privadas en Boys & Girls Clubs Puerto Rico.

De acuerdo con Braulio, haber tenido el mismo entendimiento de sus prioridades fue clave para crear una base muy sólida en su relación. “Cuando nosotros nos conocimos, habíamos salido de una relación extensa, de muchos años con nuestras parejas y una familia establecida. Fue un encuentro entre dos personas que, desde el primer momento, nos sentimos muy cómodos, con prioridades muy claras, que eran nuestros hijos”, aseguró el actor, quien destacó la comunicación como uno de los elementos más importantes.

Considerando que sus primeros años fueron en un compartir de vida interrumpida por los compromisos laborales de Braulio en Miami y, de parte de  Patricia, la crianza de sus hijos, abrió paso para que los detalles solidificaran su relación, desde llamadas, recibir por mensaje de texto un “te amo” inesperado, dejarse notas en la nevera o en el carro, por mencionar algunos. Detalles que aún perduran. 

“Creo que también nos ayudó el que vinimos a vivir juntos hasta hace poco. Estuvimos muchos años él en su casa y yo en la mía. Nos veíamos durante la semana. Había veces que se quedaba en casa, pero no había ninguna urgencia, ninguna prisa de vivir juntos, ni de hacer cosas las típicas que hace un matrimonio”, indicó la comunicadora, madre de Ignacio y André.  

Photo

“Fue muy interesante. Cada cual tenía su espacio y cuando nos veíamos era como súper intenso. Era como una maravilla, como un 
honeymoon perenne”, recordó. 

Con sus hijos siendo ya jóvenes adultos, destacaron que en esta etapa madura en la que se encuentran, en la que ya no hay crianza de niños y no se tiene el estrés de comenzar una familia, hacen lo posible por conectar cuando llegan a la casa. 

Una de las cosas que más disfrutan juntos con toda esa complicidad que les caracteriza, es montarse en el carro, irse de paseo y llegar a cualquier punto de la isla a descubrirlo, además de visitar frecuentemente el teatro y asistir a eventos musicales. 

“Tenemos esa afinidad cultural que nos encanta. Es más bien eso, ir descubriendo rinconcitos especiales de nuestra hermosa isla que está llena de ellos y, a la vez, disfrutar de la variedad cultural y artística que ofrece nuestro país”, relató Patricia, quien además se ha destacado como editora de moda de varias revistas.

“Han pasado 10 años de una relación muy hermosa y han sido maravillosos. Por encima de todo, la confianza que se deposite o que brinde uno al otro es vital. Yo deposito confianza en mi pareja porque ella me brinda a mí toda la confianza y la seguridad del mundo”, agregó el padre de Braulio, Fabiana y Damián. 

  • Compartir esta nota:

Comentarios

    Dejar comentario
    Volver Arriba