Loader
Entre el 75 y el 80% de quienes la sufren son mujeres

5 formas de evitar la incontinencia

La incontinencia -o pérdida del control de la vejiga- es un problema frecuente, que, muy a menudo, suele causar malos ratos y vergüenza. Sigue los consejos para evitarla

  • Por Redacción de Por Dentro
  • 04 MAY. 2020 - 10:41 AM
Photo
Se estima que 1 de cada 4 mujeres mayores de 18 experimentan fugas involuntarios de orina. (Shutterstock)
  • Compartir esta nota:

La incontinencia -o pérdida del control de la vejiga- es un problema frecuente, que, muy a menudo, suele causar malos ratos y vergüenza. De acuerdo con cifras de la Asociación Nacional de Incontinencia (NAI, por sus sigas en inglés), se estima que, en estados Unidos, 25 millones de personas sufren de incontinencia y, de estas entre el 75 y el 80% son mujeres. En el mundo, la incontinencia urinaria afecta a unos 200 millones de personas.

Si piensas que este es un problema que sobreviene solo con la adultez mayor, la NAI, estima que 1 de cada 4 mujeres mayores de 18 experimentan liqueos involuntarios de orina y una de las mayores razones es la incontinencia urinaria por estrés.

Según el sitio web womenshealth.gov, adscrito al Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, el embarazo, el parto y la menopausia son las razones principales para que la incontinencia sea más prevaleciente entre las mujeres.

En el caso de los hombres, de acuerdo con la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, la incontinencia urinaria es, a menudo, un efecto secundario del tratamiento para problemas de próstata. Esta entidad también señala que, aunque puede que no sea posible evitar la incontinencia, se pueden tomar medidas para reducir las posibilidades de desarrollar este problema. A continuación, sus recomendaciones:

  1. Cuida tu peso. Según la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, el exceso de peso y la incontinencia pueden ir de la mano, especialmente para las mujeres. En un comunicado sobre el tema, destaca que una teoría para esto es que la grasa abdominal adicional puede debilitar los músculos del piso pélvico y provocar incontinencia de esfuerzo (fugas al toser, reír, estornudar, etc.). En algunos casos, simplemente perder peso puede mejorar la incontinencia.
  2. No fumes. Definitivamente, fumar amenaza su salud de muchas maneras. Y, si eres mujer, también duplica la probabilidad de que desarrolles incontinencia de esfuerzo, y se ha encontrado, también, que la nicotina se ha relacionado con la incontinencia de urgencia.
  3. Mantente activo. En el Estudio de Salud de las Enfermeras (Nurses’s Study), las mujeres de mediana edad que eran más activas físicamente tenían menos probabilidades de desarrollar incontinencia.
  4. Minimiza los irritantes de la vejiga. La cafeína y el alcohol se han relacionado con la incontinencia de urgencia (la sensación de que necesita orinar incluso cuando la vejiga no está llena). Las bebidas carbonatadas, el aspartame endulzante artificial (NutraSweet), los alimentos picantes y las frutas y los jugos cítricos causan incontinencia de urgencia en algunas personas, detalla la Escuela de Medicina de Harvard.
  5. No te esfuerces con las deposiciones. Esto puede debilitar los músculos del piso pélvico, advierte. Si tus deposiciones son con frecuencia duras o requieren un esfuerzo considerable para pasar, habla con tu médico. En un estudio en el que participaron personas de 65 años o más, el tratamiento del estreñimiento también mejoró otros síntomas urinarios, como la frecuencia y la urgencia. Aumentar la fibra en tu dieta y beber suficiente líquido puede ayudar a prevenir el estreñimiento.

Finalmente, la Escuela de Medicina de Harvard destaca que los tratamientos para la incontinencia urinaria son más efectivos y menos invasivos que nunca. Por ello, si tienes problemas con la pérdida involuntaria de orina, no sufras en silencio. Habla con tu médico.

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba