Loader
cigarrillos electrónicos

Extraña enfermedad afecta a quienes vapean en Estados Unidos

El CDC envió un mensaje de alerta relacionado con 94 pacientes reportados entre el 28 de junio y el 15 de agosto que presentaban signos de una grave afección pulmonar

  • Por El Tiempo / GDA
  • 29 AGO. 2019 - 09:00 AM
Photo
En algunos pacientes se ha descrito una variedad de sustancias que incluyen nicotinas y productos con base en marihuana y otras sustancias, que son manipuladas de manera autónoma para prepararlas para el vapeo. (Pixabay)
  • Compartir esta nota:

El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) envió un mensaje de alerta relacionado con 94 pacientes reportados entre el 28 de junio y el 15 de agosto que presentaban signos de una grave afección pulmonar relacionada con el vapeo o el uso de cigarrillos electrónicos.

En concreto, se han encontrado casos en 14 estados (entre ellos Wisconsin, Illinois, California, Indiana, Nueva York y Minnesota), la mayoría de ellos en adolescentes y adultos jóvenes, al punto de que la mayoría han tenido que ser hospitalizados y algunos han requerido cuidados intensivos y ventilación mecánica.

Según han informado las autoridades sanitarias de ese país, dada la evolución de los pacientes, aún no hay claridad sobre si podrán recuperarse plenamente, por lo que no han dudado en lanzar una alerta y describir como graves y potencialmente letal las lesiones respiratorias diagnosticadas. Los pacientes comenzaron reportando síntomas como dificultad para respirar, debilidad y dolor en el pecho, sumados a otros como fiebre, tos, vómito y diarrea.

Todo esto configura un síndrome que el CDC está evaluando para identificarlo como una patología específica, aunque, de entrada, un portavoz del CDC se adelantó a descartar que se tratara de una enfermedad infecciosa.

Una relación directa

La alerta, enviada no solo por el CDC sino por el Departamento de Salud del Estado de Nueva York, entre otros organismos, tiene un elemento consistente: la relación de todos los casos con el uso del cigarrillo electrónico y elementos de vapeo, por lo cual se sospecha que los ingredientes de estos dispositivos podrían tener contaminantes que la ser inhalados afectan de manera directa el sistema respiratorio.

En algunos pacientes se ha descrito una variedad de sustancias que incluyen nicotinas y productos con base en marihuana y otras sustancias, que son manipuladas de manera autónoma para prepararlas para el vapeo, muchas de las cuales aún no tienen evidencia de sus efectos a largo plazo, aunque los productores aseguran que son seguros y menos riesgosos que el cigarrillo tradicional.

En ese sentido, los fabricantes han señalado que, al parecer, muchas de estas reacciones están asociadas a productos artesanales distribuidos en la calle y que contienen drogas ilegales, y no propiamente nicotina. Sin embargo, a comienzos de este mes, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) ya había recibido informes de usuarios de cigarrillos electrónicos que sufrieron convulsiones, y por eso estaban investigando un posible vínculo entre los síntomas neurológicos y el vapeo.

En todo caso, el CDC, con sede en Atlanta, dijo que se necesita más información para determinar qué está causando las enfermedades, y por ello es necesario insistir en lanzar las alertas y limitar su uso cuando no haya certeza de las sustancias que se utilizan.

¿Qué son los vapeadores?

Se trata de dispositivos que al eliminar la combustión o sustituir el producto convencional prometen ser menos nocivos por la disminución de químicos mortales. Con el vaporizador electrónico se inhala vapor y se hace algo parecido a fumar. El líquido puede mezclarse con nicotina en diferentes concentraciones, y, de hecho,venden esencias de cigarrillo mentolado y de tabaco.

El vaporizador es como un pequeño tanque que se llena con el líquido, el cual se convierte en vapor por medio del calor. Funciona con pilas. El llamado vapeo se ha extendido entre los jóvenes, tanto así que cada vez son más las tiendas que lo venden.

Los vapeadores son distintos a los llamados cigarrillos electrónicos; estos son un producto de tabaco calentado electrónicamente y sobre cuyos efectos también se carece de evidencia.

El vapeo podría parecer inofensivo, pero esto no es cierto; incluso, aquel que no usa nicotina. Frank Pernett, especialista en medicina interna y neumología, jefe de hospitalización de la clínica Country de Bogotá, afirma que si bien no se cuenta con estudios que permitan definir los efectos a largo plazo del vapeo, "la nicotina no es el único problema; se pueden encontrar plomo, tolueno, formaldehído, cadmio y acetaldehído, entre otras sustancias que pueden ser tóxicas".

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba