Loader
Solo dos grupos poblacionales podría beneficiarse

¿Son necesarias las vitaminas y los suplementos para tener una buena salud?

Según una investigación, los nutrientes que realmente ayudan son los que aportan los alimentos. Por esto, basta con llevar una dieta equilibrada para estar saludables en términos nutricionales.

  • Por El Mercurio / GDA
  • 25 ABR. 2019 - 07:00 AM
Photo
Las vitaminas y los suplementos pueden no ser suficientes para mantener la salud. (Shutterstock)
  • Compartir esta nota:

Muchos consideran que es necesario tomar vitaminas y suplementos para aumentar las defensas y levantar el ánimo. Pero, ¿son realmente efectivos?

De acuerdo a un estudio publicado en Annals of Internal Medicine, las vitaminas y los suplementos pueden no ser suficientes para mantener la salud. ¿La razón? Los nutrientes que se consumen a través de estos no son tan efectivos como aquellos que proveen los alimentos.

"Para la población general, no hay necesidad de ingerir suplementos dietéticos", sostuvo Fang Fang Zhang, coautor del estudio y profesor asociado de epidemiología en la escuela de Ciencia y Políticas de Nutrición de la Universidad Tufts.

"Más y más evidencia sugiere que no hay beneficios, así que deberíamos seguir lo que las recomendaciones dietéticas recomiendan para lograr una nutrición adecuada de los alimentos, en lugar de confiar en los suplementos", añadió.

Según publicó la revista Time, los investigadores usaron datos de unos 30 mil adultos estadounidenses que participaron en una encuesta nacional de salud y nutrición desde 1999 hasta 2010. Estos aportaron información sobre los suplementos que usaban y sus hábitos dietéticos, sobre la base de lo cual los científicos determinaron sus niveles de nutrientes.

En un comienzo, los datos arrojaban que el uso de suplementos estaba asociado a un menor riesgo de muerte prematura. Pero al ajustar algunos factores, la conexión entre los suplementos y la longevidad desapareció. Así, consumir suficiente vitamina A, vitamina K, magnesio, zinc y cobre estaba asociado a un menor riesgo de muerte prematura, solo si esos nutrientes provenían de los alimentos.

A juicio de Zhang, solo dos grupos de la población podría beneficiarse con el consumo de vitaminas y suplementos: las personas de la mayor edad y quienes presentan deficiencia de nutrientes debido a su alimentación.

En tanto, para el común de las personas, basta con llevar una dieta equilibrada rica en frutas, vegetales y granos, para cubrir los requerimientos nutricionales.

La Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) no considera las vitaminas y los suplementos en la categoría de fármacos, por lo que su venta es libre, es decir, no requiere receta médica, por lo que muchas personas se "autorecetan", lo cual conlleva algunos riesgos, sobre todo en el caso de las vitaminas y los suplementos que no son hidrosolubles -es decir, cuyo exceso no se elimina por la orina-, que consumidos de más pueden provocar toxicidad.

  • Compartir esta nota:
Volver Arriba